DOCTOR, ¿DEBO LLEVAR LAS PLANTILLAS PARA SIEMPRE?

DOCTOR, ¿DEBO LLEVAR LAS PLANTILLAS PARA SIEMPRE?

Esta es una pregunta muy habitual que nos hacen los pacientes, cuando instauramos un tratamiento ortésico para solucionar o paliar sus patologías.

Para intentar dar una respuesta podemos clasificar a los pacientes en función de la edad, por un lado la población infantil y por otro la población adulta.

Si hablamos de la población infantil, es muy frecuente que uno de los motivos de consulta de los padres sean las preocupaciones acerca de la postura del niño, sobre su forma de caminar o su forma de correr. En este punto, es importante indicar la importancia de la exploración temprana, a ser posible a partir de los 3 años de edad del niño, ya que a partir de los tres años el paciente infantil ya ha adquirido una marcha que se asemeja a la del paciente adulto; y es a partir de estas edades cuando existe más margen de actuación terapéutica a nivel podológico y en conjunto con otros servicios sanitarios si fuese necesario (fisioterapia, traumatología) y las posibilidades de éxito con el tratamiento son mayores.

En los niños, desde los 3 años hasta aproximadamente antes de que el crecimiento finalice, parece que es posible rectificar o corregir las alteraciones biomecánicas que provocan una mala pisada con el uso de plantillas a medida, por tanto es posible que una vez el paciente haya acabado su fase de crecimiento pueda prescindir del uso de plantillas, siempre y cuando se haya resuelto su problema.

En el caso de la población adulta, en el momento que se instaura un tratamiento ortésico, dependerá del tipo de patología que presente el paciente lo que nos indique si deberá utilizar para siempre o no un tratamiento ortésico. Es aquí cuando nos encontramos con varias situaciones en función del motivo o razón por la que se produce la patología, debemos diferenciar cuando presenta el paciente el problema, por ejemplo si se produce durante la practica deporte, o si es cuando trabaja o en su vida diaria.

Cuando el problema en los pies se ocasiona por causas biomecánicas al hacer deporte, el tratamiento ortésico se adaptará a las exigencias de la disciplina deportiva que practique el paciente, teniendo en cuenta los demás aspectos lesivos que puedan tener lugar al practicarlo (calzado, terreno, técnica, cargas…). Por tanto será durante la práctica deportiva cuando el tratamiento ortésico tenga mayor importancia terapéutica pudiendo no ser necesario llevar las plantillas durante el resto del día.

En cambio, si el problema se origina por una alteración biomecánica que tiene repercusión durante la vida diaria, el paciente deberá llevar el tratamiento ortésico durante toda la jornada diaria para evitar la aparición de las molestias. En función del tipo de problema biomecánico, la duración del tratamiento será de medio y largo plazo y en algunos casos asociados a deformidades importantes con total seguridad serán tratamientos para usar de por vida.

 

Dr. Enrique Sanchís – colegiado 2618

, , ,
2020-04-24T12:54:06+00:00 24 abril 2020|